Altas Capacidades Intelectuales no es lo mismo que alto rendimiento

Un niño con Altas Capacidades no tiene por qué tener un alto rendimiento académico. De hecho, en muchos casos los niños y adolescentes con Altas Capacidades son identificados precisamente porque se convierten en niños complicados que tienen un bajo rendimiento escolar. Muchas veces se confunden con TDAH y otras simplemente se consideran niños caraduras, desobedientes, sinvergüenzas…. En una palabra: “problemáticos”.

Los niños con AACC aprenden distinto. Necesitan conocer más de lo que se les enseña y saber para qué sirve el conocimiento que se les ofrece. Nuestro sistema educativo prioriza la memorización de contenidos concretos mediante repetición, no la puesta en práctica o la utilidad de lo aprendido, y esto no encaja con sus necesidades. Por si fuera poco, son niños preguntones que a veces pueden resultar incluso irrespetuosos a sus profesores, porque no se conforman con lo que se les explica. En ocasiones sobresalen por encima del resto y en otras se esconden para intentar ser como los demás. Pero en la mayoría de los casos son niños muy sensibles que sufren su diferencia.

Por todo esto, los niños altamente capaces necesitan ayuda para no perder su motivación y sentirse aceptados. No se aburren porque ya lo saben todo. No es cierto que lo sepan todo. No es tan simple. No son cabras con dos cabezas para exhibir en el circo. Su Alta Capacidad puede hacerles muy útiles para nuestra sociedad, pero hay que cuidarlos porque son frágiles.

La Comunidad de Madrid no entiende las AACC

La nueva normativa de la Comunidad Autónoma de Madrid (aprobada el pasado 15 de junio) demuestra que el legislador no ha entendido lo que significan las Altas Capacidades, ya que exige que el niño demuestre su alta capacidad con un “rendimiento excepcional” para poder aplicarle cualquier  tipo de medida educativa especial. ¡Si no hay alto rendimiento, no hay apoyo extra! De esta manera, los niños que más necesitan esta ayuda, los niños con Altas Capacidades desmotivados o en situación de fracaso escolar, son abandonados a su suerte.

Según denuncia el Centro Renzulli para el Desarrollo del Talento, “es un error obligar a un alumno a rendir de manera excepcional para permitirle optar a cualquier tipo de medida de atención diferenciada” ya que “supone, en la práctica, equiparar capacidad (potencial para) a competencia (o a obtener muy buenas notas)”. De hecho, son muchos, muchísimos, los casos de niños con Altas Capacidades que son identificados precisamente porque no son capaces de adaptarse al sistema educativo y fracasan.

En este sentido, el divulgador científico Eduardo Punset asegura que no hay prueba mayor de que nos estamos equivocando que el hecho de que para identificar a un alumno con altas capacidades tengamos que esperar a que saque malas notas en el colegio.

Yo creo que si el sistema educativo respetara las diferencias de cada niño en lugar de empeñarse en que todos aprendan lo mismo, al mismo ritmo y de la misma manera, estos niños – como los niños diagnosticados con TDAH, dislexia o cualquier otra dificultad de aprendizaje- no serían considerados niños problemáticos. Su adaptación sería más natural, serían más felices y aprenderían mejor.

En este vídeo del programa de TVE “Redes”, presentado por Eduardo Punset, se explica claramente, a través de entrevistas con diferentes expertos, estas aparentes contradicciones.

Para aprender más sobre las Altas Capacidades: http://www.javiertouron.es/

 

Anuncios

2 comentarios en “Altas Capacidades Intelectuales no es lo mismo que alto rendimiento

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s